05 noviembre 2015

¿Amigas para siempre?


ALERTA SPOILERS: ¿Habéis llegado al final de la segunda temporada de "Faking it"? Leed sólo si lo habéis hecho.

Las amistades adolescentes pueden ser algo muy intenso. No hace falta complicarlas con sentimientos románticos para que sean terreno abonado para el drama, pero si aparecen, tenemos algo tan complejo como la amistad entre Amy y Karma, que es el centro alrededor del que gira "Faking it" ( o "Las farsantes", como se llama en MTV España). Desde el arranque de la serie queda claro que son las mejores amigas desde que eran pequeñas, y que no pueden concebir un futuro en el que la otra no esté ahí,  a su lado. Pero las relaciones que parecen fundamentales y cruciales cuando se es adolescente no siempre sobreviven al paso del tiempo y a la transición a la vida adulta. ¿Por qué Amy y Karma deberían ser diferentes?

"Faking it" lidia con los secretos que todos los personajes guardan, o que intentan descubrir, como la identidad del padre biológico de Liam. Esos secretos, la necesidad de que todos sean honestos consigo mismos y acepten sus errores, o por qué quieren determinadas cosas es el motor de muchas tramas. Sobre todo, es el motor de la relación entre Amy y Karma y cómo no han conseguido averiguar aún cómo pueden seguir siendo amigas si Amy quiere ser algo más para Karma, algo más que ella no puede darle. Ahí se centra el último episodio de la segunda temporada, que como explicaba Carter Covington, showrunner de la serie, pone a las dos amigas en la encrucijada de decidir qué hacer si quieren conservar su relación.

Amy opta por pasar el verano fuera de Austin, mientras Karma va a tener la clase de socorrismo más embarazosa porque Shane también está allí. Estar separadas una temporada tendrá interesantes consecuencias para la tercera temporada (confirmada hace tiempo por MTV), porque su amistad es parte integral de la serie, y no se puede dejar de lado para que "Faking it" pasara a fijarse sólo en el instituto Hester. Aunque si se centrara en Lauren, tampoco pasaría nada. La segunda entrega y, especialmente, este tramo final ha sido el de ese personaje, el de su viaje de aceptación de quién es y no sentir vergüenza por ello. Sigue siendo lo más próximo a una "mean girl" que tiene Hester, pero también tiene su corazoncito. Y la dinámica fraternal entre ella y Amy está empezando también a resultar muy entretenida.

"Faking it" no puede abandonar el drama de los sentimientos de Amy por Karma porque ese drama es la serie, pero será curioso ver si, en los próximos capítulos, es Karma quien empieza a pensar en ello seriamente. Hasta ahora, sólo hemos visto a Amy preguntarse cómo resistirá su amistad a ellos, si quiere mantenerla y si está preparada para la montaña rusa emocional que van a acarrear, y Karma ha estado más en el margen. Era el objeto de la afección de su amiga, y poco más. ¿Veremos cómo se plantea ella de verdad qué representa esta etapa en su amistad? Las dos han intentado superarlo entregándose a otras personas (Reagan y Liam), pero eso no ha resultado. ¿Y qué papel jugará en todo esto Felix?
Publicar un comentario